Pablo Iglesias vende twits publicitarios desde 350€

El vicepresidente primero del Gobierno y líder de Podemos, Pablo Iglesias, hizo declaraciones anoche en El Intermedio, el programa de Wyoming: “no he llegado a la política para hacerme rico, pero ese casoplón no se va a pagar solo”.

En la entrevista le contaba a Wyoming cómo había tomado la decisión de hacer publicidad en Twitter, y como había sido el proceso: “No me ha costado mucho abrazar el capitalismo con la ayuda de mis compañeros de coalición. Empecé compartiendo con mis seguidores los libros que me regalaban mis amigos ‘los rojos de mierda’, como diría Federico, luego los de Forocoches me dieron 200 euros para que le regalase los DVD de Juego de Tronos al Rey, y ahora me va tan bien que estoy pensado en regalarle el libro de su Tesis a Pedro Sánchez, a ver si así se la lee. Si lo piensas soy más influencer que político”.

La oposición había pedido la comparecencia en el congreso del vicepresidente, pero retiraron la solicitud cuando su compañero de bancada, Teodoro Garcia Egea, contrató sus servicios para promoción su libro “Teo va al congreso”.

Muchas empresas han contratado sus servicios. Desde editoriales a plataformas de streaming, pasando por otros productos de consumo como fabricantes de champús y gomillas para el pelo. Las marcas han encontrado un auténtico filón por la gran proyección de sus twits, que los siguen 2 millones de personas, 100 escraches y 500 mil bots de Podemos.

En la actualidad los precios son los siguientes, aunque se prevé una subida, dado el éxito de sus recomendaciones:

-Mención sobre una película o serie en Twitter: 350€

-Recomendación de un producto de consumo en Twitter: 500€

-Poner de ejemplo alguna película o serie en rueda de prensa o en televisión: 600€

-Recomendar producto en una sesión del en el Congreso: 1000€

“ Estoy tratando de diversificar el negocio en otras redes sociales como TiKToK. Pero ahí los virales se crean bailando, y yo tengo menos movilidad que Echenique con una rueda pinchá”

Otros políticos han intentado seguir sus pasos, como Miguel Ángel Revilla con los productos de Cantabria, Gabriel Rufián cuando anunció la nueva impresora samsung republicana en el congreso, los twits patrocinados de El Corte Inglés de Isabel Díaz Ayuso en pleno esta de alarma, o Albert Rivera, que se pasó toda su carrera política vendiendo humo.

“Si tuviese la percha de Pedro Sanchez, el cerebro de Abascal y la cara de Casado, no estaría vendiendo mis twit, sino en Sálvame deluxe o participando en GH”

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos y para mostrarte publicidad relacionada con sus preferencias en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de sus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad