Las 5 cláusulas del contrato de Messi que Bartomeu no aceptó

Tras las revelaciones de El Mundo sobre el contrato del que quizá es el mejor jugador del fútbol actual (según a quién preguntes), hemos indagado cuáles eran las peticiones de la estrella del FC Barcelona para renovar en el año 2017. Sorprenden algunas de las cláusulas propuestas que no entraron en el contrato final, pese a que no desentonaban con el resto del contrato:

  1. 100.000€ cada vez que el público del Camp Nou corease su nombre.

Una petición que no es ni mucho menos descabellada. La mayoría de turistas de Barcelona iban a la ciudad con la idea de acudir al campo y gritar «Meeessi, Meeessi» aunque no marcase, y Lionel quería parte del pastel, que le fue denegado porque parecía complicado determinar qué coreos se considerarían válidos.

2. Tarifa plana en burofaxes.

Los directivos no entendieron esta cláusula en su momento hasta el verano de 2020, por suerte se la rechazaron y demostraron quién tenía la sartén por el mango en la negociación.

3. Poder alargar las vacaciones navideñas en Argentina aunque hubiera partidos y no estuviera lesionado.

A Josep Maria le pareció que este punto no era necesario, porque la facilidad de arrastrar molestias hasta el 23 de diciembre del astro argentino la hacían innecesaria.

4. Cubos en los córners para poder vomitar.

Pese a haber reducido el ritmo de vómitos el bueno de Lionel sigue teniendo el miedo escénico que le hace vomitar y que vuelve locos a los médicos del Barça. La poco higiénica solución del rosarino era colocar cubos colgados de los banderines de corner, algo no aceptado por FIFA, por lo que no quedó registrado en el contrato final.

5. Petos de entrenamiento con una flecha indicando cuál es el agujero de la cabeza.

De todos es sabido los problemas que tiene el jugador para ponerse el peto, que tiene tres agujeros casi iguales pero solo uno es el de la cabeza. Este requerimiento llegó a las fábricas de Nike en Bangladesh, pero parecía humillante para el resto del equipo que suele ponérselo a la primera, por lo que decidieron ponerle flechas pintadas con Edding por dentro en los petos que usara él específicamente.

Al eliminar estas clásulas, ambas partes dieron por bueno el acuerdo por el que Messi terminaría cobrando 555.237.619€ por cuatro años, que se ha filtrado recientemente para demostrar que la anterior directiva no decía que sí a todo, sino solo a la mayoría de sus peticiones.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos y para mostrarte publicidad relacionada con sus preferencias en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de sus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad